Mi vecina (Para mujeres Casadas)


Relato enviado originalmente por joslu_co@hotmail.com el 9 de Julio del 2001 a www.SexoServicio.com

Sali muy apurado ya que llevaba mas de 30 minutos de retraso, la verdad que

cuando mi esposa sale de viaje me es muy dificil leventarme en las mañanas,

la verdad un poco molesto conmigo mismo por mi descuido y mi informalidad,

salgo de la casa y enciendo el auto y espero unos pocos minutos solo para

dejar que se caliente un poco antes de salir volando a la junta que ya debia

ir a mas de la mitad, concentrado solo en eso, en las broncas en las que me

iba a meter cuando llegara a la oficina que no tenia cabeza realmente para

mas, despues de no mas de 2 minutos presiono el boton del control remoto que

abre la reja electrica de mi casa, y espero mientras con mucha calma se abre

completamente para permitirme salir volando hacia la oficina, con toda la

prisa del mundo y con mucha desesperacion manejo por espacio de 10 minutos

hasta que logro entrar al estacionamiento del edificio y encuentro lugar

para estacionar mi auto, el tiempo vuela mientras el elevador llega hasta el

piso 16 donde estan las oficinas donde yo trabajo, al entrar veo como mi

secretaria me pone cara de preocupacion y me espera en la puerta de la sala

de juntas con los papeles que tengo que presentar ante la junta de consejo,

casi corriendo llego hasta la puerta y ella me pregunta algo angustiada…

que te paso??? Y yo sin contestarle tomo los papeles y me meto sin pensarlo

dentro de la sala de juntas….

Para mi buena suerte, las personas que

debian pasar reporte antes que yo todavia no terminaban y lo unico que

recibi fue una buena reganñada en publico como cualquier estudiante que

llega tarde a la clase de las 7:00 am, despues de presentar mis notas y de

terminar con las preguntas y respuestas de mis jefes y de mis demas

compañeros, finalmente termino la junta y yo sali muy tranquilo a buscar una

taza de café, de inmediato mi secretaria se me acerco y me pregunto si

todavia era yo su jefe en tono un poco burlesco yo le respondi sonriendo y

le dije, para tu mala suerte si… nos reimos por unos minutos y nos pusimos

a trabajar como todos los días, la mañana se fue volando y sin darme cuenta

eran ya pasadas las 2:00 pm, de hecho ya todos se habian ido a comer,

entonces yo pense a que voy a mi casa si mi esposa no esta, pero al mismo

tiempo decidi que no quería quedarme todo el dia en la oficina, y tome mis

cosas y sali rumbo a mi casa, al llegar a casa y mientras esperaba que la

reja electrica se abriera por completo para meter el auto a mi casa, vi a mi

vecina que llegaba a su casa y como siempre me saludaba amablemente mientras

se baja de su automovil, la reja por fin se abrio y yo meti mi auto, baje

unos papeles y me dirigi hacia la puerta, fue entonces cuando salude a mi

vecina… – Hola buenas tardes como esta… – Muy bien y tu hijo (mi vecina

es una mujer de casi 50 años, morena muy guapa y con un cuerpo delicioso

para su edad) Yo me habia dado cuenta que estaba sola en casa porque la

camioneta de su esposo tenia mas de 3 dias en el mismo lugar. – y su esposo

señora, esta de viaje? – Si como ves, se fue hace 3 dias y regresa hasta

dentro 2 semanas… – Pues que casualidad, yo tambien estoy solo, porque mi

esposa tambien esta de viaje – Mira nada mas… Ella estaba intentando bajar

varias bolsas del supermercado, – quiere que le ayuda a bajar las bolsas –

No como crees, yo sola puedo – No de ninguna manera, permítame ayudarle –

Bueno, te lo agrezco En tres pasos estaba dentro de la cochera de mi vecina

ayudandole con las bolsas del mandado, ella tomo algunas bolsas y yo tome el

resto y la segui, ella abrió la puerta de su casa y me indico por donde deba

poner las bolsas, camine por un pasillo no muy largo hasta que llegue a la

cocina, y puse las bolsas sobre una pequeña mesita tipo desayunador, a los

pocos instantes entro ella, y me invito un vaso de agua helada ya que el

calor era algo fuerte, me invito a sentarme mientras ella sacaba los viveres

de las bolsas y los colocaba algunos en el refrigerador y otros en la

alacena, mientras ella guardaba los viveres yo comence a observar su cuerpo

de espaldas a mi, la verdad que era una mujer que siempre me habia llamado

la atencion pero que nunca habia llegado siquiera a pensar estar solo con

ella en ninguna parte, ella me hablaba de que sus hijas solo la buscaban

ultimamente para contarle sus problemas y que ya estaba algo cansada de

siempre tener que escuchar los problemas de los demas, mientras ella hablaba

y toma las cosas de las bolsas y las colocaba dentro del refrigerador y se

agachaba un poco para poner las cosas el parte de abajo del refrigerador, yo

solo podia ver sus increibles nalgas como las levantaba mientras se agachaba

a colocar las cosas, mis ojos se clavaban en la indiscreta linea que dibujan

las panties tipo tanga que se ve desde sus caderas bajando por el medio de

sus nalgas y se pierde en la union de sus nalgas con sus piernas… yo ya

desde hacia mas de 10 minutos que no sabia de que me hablaba solo la

desvestia con mi mirada, cuando se ponia frente a mi mis ojos viajaban de su

cintura hacia sus pechos y bajaban rapidamente hasta el apretado bulto que

su panocha mostraba en los pantalanos, de hecho el color ayudaba mucho a mi

imginacion y afortunadamente yo estaba sentado con mis brazos sobre la mesa

y mis piernas colocadas por debajo de manera que ella no podia notar mi

increible erección, la verdad no se si se dio cuenta de la manera en la le

arrancaba con los ojos solo la parte que le cubre los carnosos labios

vaginales, pero como disfrute imaginandomela tirada sobre la mesa con las

piernas abiertas al maximo y mi lengua dandose un festin con sus jugos

vaginales… asi estubimos por casi 20 minutos hasta que termino de colocar

todos los viveres, cuando ella termino le dije que tenia que irme porque

solo me queda una hora para comer y regresar al trabajo y que debia ir a

prepararme un delicioso sandwich… ella se sonrio y me dijo… no quedate a

comer conmigo yo preparo unos sandwiches para los dos y asi me haces

compañía… yo inmediatamente le sonrei y le dije claro que si… ella me

dijo… ok, solo dame 5 minutos ahorita regreso… yo asenti con mi sonrisa

y ella salio de la cocina y se dirigio por el pasillo yo supongo que a su

habitación, por unos instantes me quede sentado observando cada rincon de la

cocina hasta que a lo lejos escuche la puerta de su recamara que se cerraba,

en ese momento me puse de pie y camine de un lado a otro de la cocina hasta

que llegue a la puerta del cuarto de lavado, mi increible curiosidad, me

obligo a abrir la puerta y entrar por un momento no pense en otra cosa que

en encontrar el cesto de la ropa sucia… camine buscando de arriba abajo

por el cuarto hasta que encontre un cesto de plastico junto a la lavadora…

y mas pensar que solo en disfrutar de la increible y exitante fragancia a

panocha que mi vecina deja en sus panties despues de usarlas durante todo un

dia, me acerque al cesto quite la tapa y tan solo tube que mover una blusa y

encontre unas tangas de encaje color beige, las tome en mis manos y de

inmediato busque el punto donde descargan su fluidos vaginales y al ver esa

leve manchita color amarillito, mi verga se me puso como piedra, de

inmediato me comenzo a latir el corazón muy rapido y mi cabeza se calentaba

mas y mas mientras acercaba las tanguitas hasta mi nariz… cerre los ojos y

aspire profundamente la prenda, de manera que hasta lo mas profundo de mi

ser se llenara del perfume que guardaba… estaba muy exitado ahí en la casa

de mi vecina, oliendo sus tangas, y con unas ganas locas de masturbarme

mientras disfrutaba de ese suculento perfume… por un instante estube a

punto de bajarme el cierre masturbarme ahí… pero solo segui oliendo

milimetro a milimetro la impregnada prenda de mi vecina… olia, la parte

mas marcada por los fluidos y despues la parte que supongo cubre el culo…

y mi verga se me ponia cada vez mas y mas dura… fueron solo unos minutos

pero para mi fueron como mil horas… despues y con mucho esfuerzo retome la

compostura y decidi guardar la tanguita en mi bolsa del pantalon, sin que mi

vecina lo notara tape de nuevo el cesto y cerre la puerta del cuarto de

lavado para regresar a la cocina… pero cual fue mi sorpresa al entrar a la

cocina mi vecina estaba del otro lado en la puerta que da el pasillo

observandome como entra yo de nuevo… pero esta vez ya no sonreia, solo me

mira como molesta… y me dijo con voz muy fuerte…; que es lo que

estabas haciendo… y sin dejarme decir nada, se acerco y metio su mano en

mi bolsa y saco sus tangas…;que es esto… me grito… yo la verdad

no sabia ni que decir… y toda mi exitacion se habia convertido en

vergíŒenza… no pude ni abrir la boca… y ella lo único que me dije fue…

vete inmediatamente de mi casa… yo me voltee y camine hacia el pasillo

mientras la escuchaba decir tantas cosas al mismo tiempo que ya no queria

saber nada, cuando de repente siento que me toma por el brazo y me voltea

muy vilentamente… y me ve directo a los ojos, mientras me dice… si lo

que quieres es saber a que me huele DIMELO… y sin mas decir, dio un paso

hacia atrás y se desabrocho el pantalon, se lo bajo hasta los tobillos, se

lo saco de una pierna y me jalo hacia ella, me puso de rodillas frente subio

una pierna sobre la silla y me empujo la cabeza contra su panocha cubierta

por sus ya muy humedas panties… me jalaba la cabeza con mucha fuerza y mi

nariz se restragaba contra su humeda intimidad… me gritaba hule rico

ahí….? te gusta….? te gusta verdad?? Y poco a poco comenzo a dejarse

llevar por la lujuria, y su molestia paso a una increible exitacion… movia

sus caderas en ritmo encontrado contra mi cara para que mi nariz apretara

sus carnosisimos labios vaginales que por el roce entre mi nariz y la suave

tela se habian inchado increiblente…. seguimos asi, por un buen rato en

eso ritmo casi mecanico… ella dejo de gritar y comenzo a murmurar… y a

gemir… mis manos se paseaban lentamente por la parte de atrás de sus

piernas desde sus talones hasta sus espalda, pasando por sus increibles para

su edad… NALGAS…. el buen rato de difrutar de ese manjar… se recargo

boca abajo sobre la mesa ofreciendome sus maravillosas nalgas me pidio que

le quitara las panties y se las baje solo hasta las rodillas…. yo seguia

de rodillos ahora detrás de ella, y comence a lamerle desde la parte de

atrás de sus rodillas deslizando mi lengua muy despacio por su piel…

milimetro a milimetro… haciendola gozar… y ella solo gemia y me pedia

mas…. mas…… sigue por favor…. por fin despues de un rato llegue a la

union de sus nalgas y comence a morder una suavemente…. mientras yo veia

como ella se habia quitado la blusa y el brasier y estaba jugando con sus

pezones… yo mordia suavemente sus nalgas, uno…. despues la otra… asi

sin parar… mientras la mordia… con cuidado y sin preguntarle… con mis

manos fui abriendo poco a poco sus nalgas hasta encontrarme con su culo…

muy estrecho y belludo… se veia totalmente inexplorado… casi cerrado…

deslice mi lengua desde la orilla de sus nalgas lentamente… mojandola

mientras mi lengua se movia… hasta que llegue… a su culo… y mi lengua

comenzo a jugar con el… al principio solo la pese por encima de el… de

arriba abajo… y en eso momento senti como apreto todo el cuerpo y lo

aflojo inmediatamente despues…. y se le escapo de sus labios…. DIOS

MIO… QUE DELICIA…. sigue por favor… sigue asi… juega conmigo….

hazme lo que tu quieras… yo con esa autorizacion comence a meter mi lengua

poco a poquito en su culo, sentia como me apretaba la lengua mientras

entraba…. despues la sacaba y la pasaba alrededor de el… muy despacio

mientras dejaba que mi saliva llenara el divino hoyo de mi vecina… despues

volvia a meterle mi lengua una y otra vez…. y ella temblaba y respiraba

muy fuerte y despacio… segui con mi juego por un buen rato hasta que me

pidio casi a gritos….. METEMELA POR FAVOR YA….. METEME LA VERGA…. me

puse de pie detrás de ella, y me saque la verga que la tenia DURISIMA…. me

incline sobre ella y con mis piernas abri sus piernas lo mas que pude

mientras levantaba un poco mas sus caderas para facilitarme la penetracion

de su mojadisima panocha, yo la tome por la cintura con mi mano izquierda y

con mi mano derecha dirigi mi durisima verga hasta el jugosisimo borde de

sus labios vaginales… tenia la panocha hecha agua de todo el liquido que

le escurria y se mezclaba con la saliba que todavia le escurria desde su

culo… esa sobre humectacion facilito mucho mas la penetarcion… ella

levantando sus nalgas y con sus dedos dirigiendo mi verga logro que de un

solo movimiento estubiera penetrandola… hasta el fondo… su cuerpo estaba

increiblemente tibio y mi verga quedo empapada con sus jugos desde el

momento que comence a penetrarla…. cuando ella me sintio dentro de si…

abrio su boca y con un leve grito se abandono en una deliciosa sinfonia de

gemidos… comenzo a empujar sus cuerpo contra mi verga que con la suavidad

de su vagina y la calidez de su interior se ponia mas y mas dura… yo

realmente no estaba mas sostniendola de las caderas mientras ella se

deslizaba sobre mi verga de atrás hacia delante…. iba y venia

freneticamente…. yo sentia como su panocha se deboraba mi verga…. yo no

me movia solo disfrutaba del cuerpo y la cadencia de mi vecina… no paraba

de moverse y a ratos empujaba con mayor fuerza contra mi verga…. se dejaba

llevar… se abandonaba…. empujaba y me hacia llegar mas y mas adentro de

su cuerpo…. para ese entonces sus liquidos vaginales ya escurrian entre

mis piernas hasta mis tobillos…. y todo mi cuerpo estaba empado en

sudor…. ella gritaba y empujaba mas fuerte contra mi verga… una y otra

vez…. lo unico que yo podia hacer era abrazar su cintura y sentirla ir y

venir sobre mi verga… era maravilloso y super exitante… me estaba

cojiendo a mi vecina…. una mujer… mucho mayor que yo, con una fama de

puritana y super catolica… eso me ayudaba a contenerme eso me exitaba mas,

lo unico que queria era seguir cojiendomela… y ella no paraba, no se

seciaba… sentia como cada milimetro de su interior… gozaba con los

movimientos… sus musculos vaginales abrazaban mi verga en cada

envestida… y sus nalgas golpeaban mi vientre en su vaivén… duramos en

esa posicion y con ese ritmo por mas de 30 minutos hasta que senti como su

cuerpo se iba venciendo poco a poco… y de su boca se escapan frases

entrecortadas…. ya casi…. un poco mas….. ya casi…. ya cassi…. ya

casssssssiiii…. ohhhhhh ohhhhhh mas mas mas mas, estoy a punto….. yo

sentia como todos los musculos de su vagina se contrayeron presionando mi

verga al mismo tiempo que de su interior brotaron los maravillosos liquidos

que las mujeres sueltan al lograr su orgasmo…. senti como cada milimetro

de mi verga se bañaba con las mieles de esta mujer…. y no pude controlarme

un segundo mas… y solte una fuerte eyaculacion dentro de su vagina…. fue

maravilloso el instante en que nuestros fluidos se mezclaron ya que la

explosion de ambos cuerpos intensifico el momento…. su cuerpo despues de

unos minutos de apretarse por completo se aflojo, y asi lo hicieron mis

piernas…. y bañados los dos en sudor nos dejamos caer sobre la mesa en la

que ella y su familia desayunan los domingos…. ella totalmente desnuda con

la panocha escurriendo entre sus fluidos y mi semen… y yo abrazandola por

la espalda…. nos quedamos inmoviles por espacio de 10 minutos… hasta que

voltie y vi el reloj y ya eran las 4:00 la hora exacta en la que entro de

vuelta al trabajo… intente leventarme pero ella me jalo y me pidio que me

quedara con ella asi… los dos desnudos sobre la mesa… toda la tarde….

la verdad valio la pena perder esa tarde en el trabajo ya que repetimos

nuestro acto en el mismo orden y en la misma pocision un par de veces mas

para despues, hacerlo de manera distinta en su habitacion….

Relatos Similares:

  • No hay relatos similares

1 comentario en “Mi vecina (Para mujeres Casadas)”

Deja un comentario