Un día estaba conversando con una vecina solo un año menor que yo y comenzamos a hablar de sexo y me dijo que tenía miedo a quedar embarazada y yo le dije que si lo hacía con cuidado no pasaba nada entonces le propuse tener sexo pero ella me dijo que no, que tenía miedo a que la embarace y todo eso pero yo sabía que ella quería conmigo por la forma en que me miraba.

Un día subí al segundo piso donde ella vivía y la abrace por la espalda le dije que se lo quería hacer ella aún estaba con su uniforme del colegio ya que ni uno de los dos había acabado el colegio entonces me dice que no podía porque sus hermanos estaban jugando en su habitación y la de su madre que vivía sola estaba cerrada entonces nos metimos al baño yo la empiezo a besar y le desabotono la blusa le toco sus pequeños pechos y bajo mis manos hacia su cadera y le empiezo a alzar la falda ella muy excitada me sigue besando apasionadamente, pongo mis manos en su calzón húmedo por los fluidos que salían de su vagina sin poder esperar un poco más le pongo el calzón a un lado de su vagina para no perder tiempo y le empiezo a rozar con mi pene cuando estoy con la punta de mi pene a punto por entrar ella me dice que no porque estaba con sus descensos y tenía miedo a quedar embarazada y yo le propongo hacerle un anal ella sin dudarlo se da media vuelta y me coge el pene y se lo pone en culo no tan grande como el de las morenas de su raza pero muy delicioso.

Le comienzo a bombear mi pene en su culo y ella me dice siente esto y se apoya con la pared del baño y hace que le meta todo mi pene en su ano y yo excitado a no poder más la sigo bombeando, con sus movimiento de caderas chocando con mi pelvis y mis manos en sus senos me excito a ya no poder más y siento que mi pene se ensancha y comienza a botar mi semen en toco su culo y le toco su vagina y toda húmeda pero y ya era muy tarde y ya iba a llegar su mama y mi madre estaba a punto de llegar así que nos despedimos con un beso y quedamos con repetirlo el lunes que venía.