Relato por Juan Hernandez

Relato enviado originalmente por Juan Hernandez el 10 de Septiembre del 2000 a www.SexoServicio.com

Esto fue en Mayo del 1999.

Hacia tiempo que habia terminado con mi novia por

diversos problemas, pero seguia viva la flama del

“amor” y el deseo. Sus medidas 95, 65, 95 1.63, como

veran nada despreciable!.

A ella le gustaba y yo le enseñe a mostrar un poco de

sus curvas y de vez en cuando le subia el vestido

cuando este le quedaba entallada, para que diera un

poco de envidia al publico, mostrando la orilla del

calzon.

Para celebrar su cumpleaños la invite a tomar un cafe

a Santa Fe, pero le dije que si se ponia una minifalda

que se mado hacer, tipo porrista, bastante corta y

tableada, de tal forma que si no se movia mucho solo

enseñaba las piernas, de lo contrario se corria el

riesgo de enseñar las nalgaitas!. Accedio y se llevo

la falda, misma que se puso en mi coche, porque no se

la podia llevar a trabajar, al hacerlo vi que

traiapuestas medias de resorte, yo le habia pedido que

se pusiera liguero, pero despues me aclaro que no,

porque se transparentaba, y aparte solo traia una

pequeña tanga blanca muy coqueta. (se cambio la falda

en el trayecto a Santa Fe).

Llegamos, nos estacionamos un poco alejados de la

entrada, nos besamos y le empece a acariciar la

entrepierna, desde que la toque senti que estaba

completamente mojada, le hice a un lado la tanga y le

meti un dedo en su calientisima vagina, ella abrio las

piernas, le hice el sexo oral muy rapido, porque venia

un vigilante.

Nos bajamos del coche y me pregunto que si no se le

notaban o salian las medias de la falda, como asi era,

le ayude a subirselas, el policia nos estaba espiando

atras de una camioneta. Aprobeche para sentir su

mojada vagina y el pequeño puente de la tanga

completamente escurriendio.

Caminamos hacia la plaza, pero casi al entrar la jale

a las escaleras que llevan al piso inferior de

estacionamiento, nos bajamos a un descanso de

entrepisos y la empeze a besar, al mismo tiempo que le

acaribiaba las nalgas y nos repegabamos, le meti un

dedo y ella se estremecio, me sace el pene

completamente erecto y le pedi que me hiciera sexo

oral, a lo cual ella accedio, se agacho y la falda se

le subio mostrando sus blancas nalgas.El sexo oral me

hizo tener una mayor ereccion, la pare en un escalon

mas alto que el mio, le di vuelta y la penetre por

atras, ella para facilitar la operacion se jalo hacia

un lado la tanga y de esta forma podiamos fornicar a

toda valocidad, en el momento en que estabamos al

maximo placer una pareja subio y casi nos encontro

pegados, ella solo se bajo la falda y nos bajamos al

piso inferior, yo con el pene chorreando semen y

manchando los escalones, ella con las pierna

totalmente mojadas, pasamos al baño cada uno a

limpiarnos y despues ya a cenar.

Al terminar regresamos a la escena del crimen y

encontramos que estaban 3 escalones manchados, para

celebrarlo, le baje la tanga y se la quite, al

principio ella me fijo “que haces” despues solo saco

los pies, tratamos de hacerlo de nuevo pero habia

mucha gente, pues estaban saliendo del cine, pero esto

no fue impedimento para que la penetrara de nuevo y

ella tuviera un orgasmo corto pero intenso.

Regresamos al choche, con la puerta abierta tratamos

de tener una rapida penetracion pero el policia seguia

espiando.

Nos fuimos a un motel y le dimos rienda suelta al

sexo.

Ya todo fue normal, no tan intenso como en las

escaleras.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.