VIOLE A MI HERMANASTRA

El otro día mi madre me pidió que visitara a mi hermanastra, la cual desde el día que se separo del marido no ha aparecido por casa.
El otro día mi madre me pidió que visitara a mi hermanastra, la cual desde el día que se separo del marido no ha aparecido por casa.
Decidí que me acompañara mi sobrino Ricardo, el cual ya tiene sus 16 años de edad, los dos llegamos en pocos minutos a la casa de mi hermanastra, la cual vive en el campo, ella nos recibió con mucha alegría, nos dio un gran abraso, y nos invito a pasar, charlamos un largo rato, de su situación anímica, a pesar de todo nos comento que lentamente estaba superando el trance de la separación, yo me puse muy contento, ya que ella es una muchacha muy joven de 23 años y puede reencaminar su vida.
Nos invito a cenar y nosotros aceptamos gustosos, la comida estuvo abundante, ella nos pidió que nos quedáramos a dormir ya que era ya muy tarde y el transporte hacia la ciudad ya se había suspendido, yo me retire a mi cuarto a descansar, caí en forma inmediata en un sueño profundo, de golpe me desperté, mire el reloj y me di cuenta que ya habían pasado dos horas desde el momento que comenzó mi sueño profundo, de pronto sentí que alguien se quejaba, pensé que mi hermanastra estaba llorando por su separación, así que decidí ir a su habitación a consolarla, cuando me acerque a su puerta, esta estaba abierta, desde allí pude ver con asombro, como mi sobrino Ricardo estaba penetrando vaginalmente a su â??tíaâ?, ella gritaba de placer y el la montaba enloquecido de pasión y además le gritaba diciéndole â??perra, culo caliente, mamadora de pene, putaâ? , yo les pregunte de que se trataba todo esto y ellos me contaron que este desenfreno sexual, ya había comenzado ase tres años atrás, contaron que tuvieron contacto carnal en diferentes lugares, en el baño de la casa de mi madre, en el cine, en la plazoleta, etc., los dos daban tantos detalles que yo termine calentándome y decidí ingresar a la fiesta, le pedí a mi sobrino que tomara un descanso, mientras yo montaba a la yegua de mi hermanastra, mi pene inmediatamente se puso duro como el acero y procedí a penetrar por el culo a Paulita, ella parecía una gata rabiosa en celo, cada vez exigía mas fogosidad en mis penetraciones, ante esta situación llame a mi sobrino para que le ponga su verga en la boca de Paula, para que así deje de hablar.
Yo la culeaba con frenesí y violencia, llene su culo de leche, mientras mi sobrino ya había eyaculado varias veces en la boca de su â??tíaâ?, la leche le revalzaba por los costados de su boca, parecía una catarata, su culo estaba muy dilatado, le pedí a mi sobrino cambiar de posición, por lo cual coloque mi pene en la boca de Paulita, para que no interrumpa el chupeteo de mi verga le agarre bien fuerte su cabeza y la apoye contra mi, la pobre estaba casi intoxicada de tanta leche recibida, pero su lengua no dejaba de lamer mi miembro viril.
Finalmente, la dejamos descansar un rato a mi hermanastra, yo quería chuparle los pechos, siempre había sido mi sueño, ya que eran voluminosos y estaban bien paraditos, con los pezones endurecidos, mientras yo le mamaba los pechos, mi sobrino reanudo su penetración anal a Paulita, se podía sentir que ella era feliz con todo aquel sexo salvaje, bien que terminamos de satisfacer nuestros instintos carnales, yo y mi sobrino nos marchamos al día siguiente, habíamos descubierto la formula de que cosa tenia que hacer mi hermanastra para olvidar a su marido, por supuesto tanto yo como Ricardo estamos de acuerdo en continuar la terapia, que ayude a mi hermanastra a ser feliz.

Relatos Similares:

  • No hay relatos similares
NeoPene

2 comentarios en “VIOLE A MI HERMANASTRA

Deja un comentario