Mi primera vez con Diana


Visitar Sex Chat Live ES!


Mi nombre es Yair

Transcurría el año 1.999 en la ciudad de Bogotá-Colombia, tenía en aquel entonces 16 años y no había tenido ninguna relación con ninguna mujer, era un pobre virgo más.

Nosotros vivíamos a unas cinco cuadras de una tienda donde vivía una jovencita e unos 15 años y comencé a pretenderla, iba con un amigo que vivía en la misma cuadra de ella a hablar carreta a esa tienda y un mes después yo ya era novio de esa muchacha, pero esta historia no se trata de ella ya que con ella no paso de solo algunos besos.

La hermana de mi novia la había visto unas tres o cuatro veces, ella tenía 24 años, era muy parecida a la hermana y tenía una hija de unos dos años.

en una ocasión de esas llego a la tienda y me dijo en voz baja “le mandaron saludes”, me pareció extraño ya que no teníamos a nadie que distinguiéramos en común así que le pregunte de quien, me dijo que de Diana, “Diana!, quien es Diana”.

ese día quedó hasta allí, yo luego pensé que era molestándome pero me parecía extraño ya que no teníamos confianza.

Pasaron dos días y volví a ir a la tienda y al momento llego nuevamente la hermana de mi novia, me saludo y me pasó un sobre con un corazón, me fui a un villar que acostumbrábamos ir con mi amigo en la esquina de aquella misma cuadra.

destape el sobre y era una carta con un dibujo Hecho a mano y con lapiceros de colores y una credencial, las dos firmadas con el nombre de Diana, en la carta decía que mantenía pendiente todos los días cuando yo pasara frente a su casa, también decía que ella era mayor que yo y tenía dos hijos.

estuve indagando si distinguían a una Diana, varios me dijeron que no, pregunte donde vivía la hermana de mi novia y me dijeron que diagonal al villar en una casa de dos pisos, por allí si me dijeron que distinguían a Diana pero que casi nunca salía de la casa y que vivía en la misma casa de la hermana de mi novia.

Al día siguiente me fui al villar a jugar y mirar esa casa, pasadas unas dos horas vi salir a la hermana de mi novia con el esposo y se dirigió al villar, ella me dijo que si podía ir a las 6:30 PM o 7:00 Pm a la casa de ella, le dije que bueno.

Me fui para mi casa y volví a las 6:30 y golpee en la casa citada, abrió la hermana de mi novia, ella vivía en el segundo piso así que subí las escaleras y me senté en el sofá de la sala, ella encendió el equipo de sonido y puso música, me dijo que ella se iba para adonde la mamá y que esperará allí que Diana ya venía.

unos cinco minutos entro a la sala una mujer hermosa, cabello castaño largo recogido, ojos color miel, un rostro angelical, piel blanca y un cuerpazo, que cuerpazo tan cuerpazo.

Traía consigo un paquete de galletas wafer y una cajita de chocolates, me saludo ella primero por mi nombre, tarde en responder no sé porque, tal vez fue mi letargo o mi duda interna en pensar de que ella fuera Diana.

me pasó las galletas y los chocolates, se sentó junto a mí y me dijo “quieres comer algo”, le dije que sí.

hacia la parte de atrás de la casa había unas escaleras pequeñas que daban hacia el primer piso, bajamos por ellas, miré algunos juguetes de niño y le pregunte sobre donde estaban sus hijos, me dijo que el mayor estaba con la abuela y el pequeño estaba durmiendo, le pregunté qué edad tenían, me dijo que el mayor tenía tres años y el pequeñito el siguiente mes cumplía los dos años.

No había sala en ese apartamento solo eran dos piezas la cocina y un gran patio interior.

la alcoba de ella tenía una gran ventana por donde presumo que me miraba pasar, la alcoba tenía múltiples cojines, peluches y un buen televisor.

Me senté en el borde de la cama mientras ella estaba en la cocina, al momento llegó y corrió un pequeño puf y se hizo a mi lado.

yo la quede mirando y ella paso su mano por mi rostro y me beso muy despacio con sus ojitos cerrados, no se por cuanto tiempo nos besamos y me dijo “Quédate está noche con migo”.

llamé por teléfono a mi hermano y le dije que no iba a casa y le explique, me dijo que bien.

Comimos y luego yo no sabía qué hacer, nunca había estado en esa situación ya que era mas que evidente que ella quería tener sexo esa misma noche.

yo continuaba sentado al borde de la cama y ella comenzó a quitarse la ropa frente a mí, quede boqui abierto mirando ese cuerpazo y esa piel, no podía creer que mi primera vez de sexo fuera con una mujer tan hermosa.

ella comenzó a desabrocharme la camisa y darme besos mientras me acostaba en la cama alumbrados únicamente por el reflejo del televisor, me quito los zapatos y el pantalón, se quitó el sostén y me invito a mamárselos, que deliciosos pezones.

le dije que no había estado nunca con una mujer, dijo que no hay problema, se desnudó completamente y abrió sus piernas para mostrarme su coñito, era hermoso, se lo toque suavemente, estaba mojadito.

“te gusta mi rajita”,

“si”,

“dame lengüita despacito”.

Arrime mi boca a su sexo y comencé a sentir ese húmedo coñito delicioso.

“sí, me gusta, así está bien amor, sigue”,

Yo no podía creer que por esa rajita tan hermosa ya hubieran salido dos niños.

Un rato mas tarde me dijo que le tocaba a ella, me acosté y ella se puso al lado mío y comenzó a mamarme la verga, no pensé que eso fuera tan delicioso, ella me mamaba y me miraba con sus hermosos ojos miel y yo con ganas que se la tragara toda hasta el fondo.

al poco tiempo sentí que me derramaba y lo hice en su rostro y boca, ella lamio mi pene un poco más y algo de mi semen que le quedo en su hermosa carita lo dirigió a su boca y lo saboreo.

Allí mismo comenzó ella a masturbarse su clítoris, me quedaba fácil y mientras ella se auto deleitaba yo comencé a meterle y sacarle los dedos de su coño húmedo, al momento cerro los ojos y comenzó a darse más rápido y duro y sentí como se tensó su cuerpo, respiro profundo y abrió sus ojos miel hermosos, me dijo “te amo”.

se acomodó a mi lado, me tomo de mi rostro y me beso, puso su cabeza sobre mi pecho y nos quedamos desnudos mirando un rato la televisión.

ella se levantó, encendió la luz y fue al baño, al regresar se subió sobre mi sin apagar la luz y con sus manos comenzó a masturbar mi pene y mamarlo un poco hasta ponerlo erecto, se sentó y mirándome comenzó a penetrar lentamente mi pene en su coño.

bajaba y subía lentamente sin dejar de mirarme, yo deleitándome de mirar como mi verga se metía en su raja y como sus labios vaginales lo recibían de una manera deliciosa.

fue acelerando su movimiento, yo le cogí sus senos y me senté un poco para chupárselos, ella cada vez se movía más rápido y gemía más profundo, sentí sus uñas clavarse en mi espalda y como me abrazo fuertemente con sus piernas pero no detuvo la follada.

siguió con su movimiento, mete y saca, ahora sonaba un sonido que me éxito aún más, chaca, chaca, chaca, chaca…

Ella sudaba al igual que yo, duramos unos minutos más con el mete y saca hasta que sentí que me derramaba y salió chorros de semen directo al interior de su chochito rico, nos relajamos un momento abrazados en esa posición sin hablar, le pedí disculpas por derramarme dentro de ella, me dijo que no importaba y que quería que lo hiciera todos los días dentro de su vaginita.

yo gustoso, nos acostamos abrazados y nos dormimos o por lo menos ella porque yo cerraba los ojos y al momentico me despertaba a pensar.

ella se despertó aproximadamente a las 5:30 AM, me beso y volvimos a tener sexo igualmente todo mi semen termino dentro de su vagina.

No volví donde mi anterior novia ya que ahora tenía una mucho más hermosa, fogosa, independiente y culiona.

Teníamos sexo casi todos los días, duramos alrededor de dos años donde probamos de todo y en casi todos lados.

 


Visitar Sex Chat Live ES!


Author: YairDies

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.