Sexo con un colega


Dar clases es mi pasion, y vivir cosas nuevas mas. Siempre me he llevado bien con mis colegas, pero con este fue de lo mejor!!!!Hace algunos años daba clases en diferentes empresas, y bueno en mas de una tuve algo que ver con alguno de mis alumnos, que otro dia les contare. Hoy es el turno de contarles cuando tuve sexo formidable con un colega.
Mac no era de mi equipo de trabajo, era por decirlo asi, la competencia, pero yo me llevaba bien con el. siempre que nos encontrabamos en los pasillos o escaleras, nos saludamos cordialmente, intercambiabamos algunas frases y nos ibamos a dar clases.
Un dia me pregunto si me interesaba trabajar para el en otra empresa, le dije que si, nos pusimos de acuerdo y esa tarde quedamos en tomar un cafe y platicar al respecto.
Y bueno en realidad no fue a un cafe, fuimos a un restaurante y tomamos algo diferente, no recuerdo que tome yo, a el le encantaba la cerveza, platicamos de todo menos de trabajo, no quise ponerme pesada y reclamar esto y bueno cuando el menciono que habia sido un magnifico pretexto para salir conmigo, lo tome como un halago, yo me sentia ligeramente relajada con la bebida pero bien consiente de lo que sucedia. Se hizo tarde, pidio la cuenta y nos salimos, me llevo a mi casa, se estaciono en la esquina y me empezo a decir que yo le gustaba muchisimo y que desde el primer dia que me vio, se le antojaron mis labios, debo decir que son bonitos, me encanta sonreir e inconcientemente los muevo de una manera peculiar cuando estoy algo nerviosa, los “paro” me han dicho. Este gesto, segun Mac, lo calentaba, y bueno me dijo que tenia unas ganas enormes de besarme pero que le daba temor que yo me enfureciera.
Sonrei, confieso que el me atraia, no era precisamente el tipo de hombre que me enloqueciera de verlo, pero es guapo y quizas su apariencia medio cinica era la que mas me atraia, asi que sonrei, y le dije que los besos no se pedian, se robaban y bueno que habia que correr el riesgo de la reaccion.
Me miro y acto seguido me empezo a besar. Besaba riquisisisimo. Nos besamos algunos minutos y fue suficiente para calentarnos, bueno yo creo que ya ibamos medio a tono. Al separarnos me dijo que si asi como besaba hacia el amor, debia ser fabuloso hacerlo conmigo.
Le conteste: ¿Y por que no lo compruebas?
¿Ahora? ¿Podemos ir? Me pregunto feliz y asombrado al mismo tiempo. Si, conteste simplemente. No lo dije dos veces, arranco, llegamos a un motel. y bueno desde el carro ya me iba metiendo mano bajo la falda, cosa que me encanta, y por supuesto me calienta.
Al estar en la habitacion se avalanzo hacia mi y empezamos a besarnos como enajenados, tiene una forma muy peculiar de besar, en momentos me mordizqueaba y chupaba los labios y metia su lengua en mi boca haciendome sentirla en todas partes de mi boca, chupaba mi lengua, y me puso a mil.
Nos tiramos sobre la cama, y sus manos empezaron a desnudarme, acariciando todo lo que podian, por supuesto su meta eran mis tetas y mi vagina, cuando tomo mis tetas en sus manos, mis pezones ya estaban duros y paraditos, las tomo las restrego con sus manos y empezo a mamarlas super, su barba me daba una sensacion rica en la piel. Sus manos bajaron buscando mi vagina y empezo a meterme los dedos. Yo estaba calientisima y podia sentir en mi piel su verga dura bajo el pantalon, asi que no espere mas, el estaba sobre su espalda asi que solo me incorpore un poco y busque su verga me ayudo a sacarla, pues es grande y gorda, y empece a mamarla, me encanto su verga, me encanto sentirla en mi boca, poniendose cada vez mas dura, mas parada, el disfrutaba mis mamadas y me empezo a decir cosas sucias en ingles, pues de eso dabamos clases. Nunca lo habia hecho en ingles!
Despues de una buena mamada, se volteo y empezo a lamer todo mi cuerpo, desde mi boca, cuello, tetas estomago, ingles, piernas, y regreso a mi entrepierna, para darme la chupada mas rica de mi vida hasta ese entonces.
Sentia como me lamia, su lengua recorria deliciosamente mis labios vaginales, revolviendo su saliva con mis liquidos, metia y sacaba su lengua, estuve a punto de venirme, pero no queria hacerlo todavia, la calentura que sentia, me empujaba a dilatar mas el momento, seria magnifico. asi que con el movimiento de mi cadera y manos, fue mediando la intencion de su mamada, cuando senti que ya no podia mas, me levante lo hice acostarse neuvamente sobre su espalda, le di una mamadita mas a esa verga tan rica y me monte en el, acomode su verga en la entrada de mi vagina, y el se encargo de dejarla llegar hasta lo mas profundo de mi de una sola estocada, Me encanta eso. me fascina sentir que me abren de un jalon. Grite de gusto, y le pedi mas, la encajo todavia mas, gritando que estaba yo de lo mas rico, que no se habia equivocado, y empezamos a coger freneticamente, el sudor se empezo a formar en mi cuello, nuca y entre mis tetas, de momentos se levantaba un poco hacia a mi y chupaba mis pezones asi como pasaba su lengua en mis tetas, desde abajo y entre ellas, saboreando mi sudor, nos besabamos, jugando conlas lenguas, para aplazar mas la venida. Hasta que ya no pudimos y reventamos de placer, me vine de manera formidable sintiendo sus arremetidas y su venida abundante en mi.
Descansamos un rato, y el empezo a lamerme otra vez el cuerpo, lo hacia tan delicioso que desee que me cogiera nuevamente en pocos minutos, su verga ya estaba de nuevo dura cuando dejo de mamar mis tetas para metermela ahora el encima de mi, puso mis piernas en su pecho, mis tobillos descansaban en sus hombros de manera que su lengua podia lamer la piel de mis piernas mientras me cogia, empezo a hacerlo suave y lentamente, yo estaba desesperada por sentirlo mas y mas. Le grite que me cogiera duro, y no lo hizo, siguio haciendolo lentamente, dejandome sentir cada centimentro de verga resbalando dentro de mi, levantaba yo mi cadera para forzarlo a mas, hasta que de pronto en un movimiento rapidisimoy brusco me la dejo venir hasta dentro mas adentro que la vez anterior, senti un dolor mezclado con placer, y le dije que siguiera haciendolo asi, mi placer desbordaba, creo que me oyeron gritar en todo el motel, mas, damelo todo, mas, duro, le gritaba yo, y el me decia, quieres mas? asi? mas fuerte? Sabia que te iba a gustar mi verga y coger conmigo.
me hizo venir dos veces mas asi en la segunda venida, se salio de mi y me chupo las tetas, yo no sabia si gritaba de placer o de dolor, pero no le pedi que se detuviera, al contrario tome su cabeza con mis manos y lo apretaba contra mis tetas, mientras el metia sus dedos en mi vagina para mojarlos y hacerme venir nuevamente, cosa que logro, finalmente volvio a cogerme un rato mas, y termino en mis tetas.
Despues de esa vez, nos jugamos dos o tres aventuritas mas. Que otro dia les contare.

Relatos Similares:

  • No hay relatos similares

Deja un comentario